Actualidad

MASERATI GHIBLI: Lujo y altas prestaciones

El novísimo Ghibli representa un punto de inflexión en la historia de Maserati. Presentado en el Salón de Shangai pocos meses después del nuevo Quattroporte, el Ghibli permitirá a Maserati la posibilidad de ofrecer al mismo tiempo dos berlinas de cuatro puertas por primera vez en su historia.

El Ghibli es más corto, más ligero, más dinámico y más económico que el buque insignia Quattroporte y representa una piedra angular en los programas de Maserati, que preven la producción de 50.000 unidades anuales antes del 2015. Todas las versiones de su gama con motor de gasolina garantizan altas prestaciones gracias al motor V6 Twin-Turbo de 3,0 litros. Asimismo, esta berlina deportiva de lujo del segmento E puede venir equipada con tracción trasera o tracción integral.

El Ghibli se basa sobre una filosofía más deportiva que su hermano mayor Quattroporte y su versión más potente, el Ghibli S, ofrece 301 kW (410 CV) de potencia, acelera de 0 a 100 km/h en 5,0 segundos y alcanza una velocidad máxima de 285 km/h. El Ghibli es también el primer Maserati de la historia en ser alimentado por un motor diesel. Su turbodiesel V6 garantiza todo el sonido, la sofisticación y el placer de conducir típicos de Maserati y al mismo tiempo permite consumos de carburante inferiores a los seis litros a los 100 km en el ciclo combinado. El Ghibli Diesel será también el primer Maserati con tecnología Start-Stop.

Comparte muchos elementos con el Quattroporte, como su arquitectura, la seguridad anti impactos, el chásis, el esquema de las suspensiones o sus motores, si bien es 50 kg más ligero , tiene una batalla 173 mm más corta y es 291 mm más corto en su longitud total.

El equipo de diseño del Ghibli tenía la dificil misión de producir una berlina que remarcase sus características dinámicas, dándole un aspecto más agresivo, pero manteniendo al mismo tiempo evidentes referencias visuales con el  Quattroporte. La silueta de la carrocería refleja el estilo de cupé de la berlina de cuatro puertas, mientras que la parrilla y los faros del Ghibli se caracterizan por sus líneas sinuosas. La parrilla se inspira en el actual GranTurismo y nos transporta al recuerdo del clásico A6 GCS de los años 50. Se mantiene también el montante trasero distintivo de Maserati, uno de los principales elementos a los que el vehículo debe su aspecto de cupé, donde se inserta el clásico logo de la saeta de Maserati , perpetuando una tradición que se remonta a 1963. El perfil lateral está dominado por la línea que se desarrolla desde los pasos de rueda delanteros para finalizar tras los faros traseros.

El interior del Ghibli es donde más se distingue del Quattroporte. El diseño de su salpicadero remarca claramente su carácter más deportivo y juvenil sin con ello perder nada del lujo que se puede esperar de un Maserati. El Ghibli conjuga también un diseño deportivo con la típica habitabilidad prevista en una berlina ejecutiva de  Maserati.

El Ghibli, el Ghibli S, el Ghibli S Q4 y el Ghibli Diesel utilizan un cambio automático de ocho marchas que garantiza altas prestaciones y alto confort con rápidos cambios de marcha y aceleraciones fulgurantes.

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Apúntate a nuestra Newsletter

Apúntate a nuestra Newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir los post de pruebas y presentaciones que vamos publicando.

¡Gracias por apuntarte! Te has suscrito con éxito.