Actualidad

Peugeot 2008, toda una experiencia de conducción

Tras su lanzamiento el pasado 20 de mayo, el nuevo Peugeot 2008 se ha convertido en un éxito comercial gracias a argumentos como su innovadora experiencia de conducción, que nace de la combinación de atributos como su puesto de conducción, la posición elevada del mismo, su comportamiento, el sistema Park Assist o su componente de seguridad.

Peugeot

El nuevo Peugeot 2008 es la oferta de la Marca para el segmento de los crossover urbanos. Disponible desde finales del mes de mayo, los resultados comerciales alcanzados hasta el momento demuestran el éxito de la Marca en su concepción y ejecución. Y uno de los ejes en los que se sustenta este éxito es la experiencia de conducción y todo lo que rodea la vida al mando de este modelo. El puesto de conducción del nuevo Peugeot 2008 se compone del volante compacto, regulable en altura y profundidad; la instrumentación tipo Head-Up y la pantalla táctil semi-flotante de gran tamaño. La combinación de estos tres componentes da lugar a una posición natural y ergonómica, que aumenta el confort, mejora la maniobrabilidad y precisión.

Todo ello redunda en una mayor seguridad. A los mandos del Peugeot 2008, el control es total. El conductor dispone de una gran visibilidad de todo lo que sucede en la carretera, gracias a la posición elevada de su puesto y elementos como los retrovisores o el parabrisas, que ofrece una óptima profundidad de campo. El comportamiento de este crossover, debido a aspectos como su suspensión o el ya mencionado volante compacto, es ágil, dinámico, fácil de manejar y reactivo, sin renunciar a la comodidad a bordo.

El Peugeot 2008 cuenta con la tecnología Park Assist de automatización del estacionamiento en línea. Este sistema se inicia desde la pantalla táctil, seleccionando la maniobra a realizar. Funciona mediante ultrasonidos para detectar y medir los espacios y a través de la asistencia eléctrica de la dirección. El conductor tan solo debe controlar la progresión del vehículo y las posibles circunstancias externas al mismo. Park Assist también se encarga de la reincorporación al tráfico y funciona incluso en pendientes gracias al modo Hill Assist, presente en todas las motorizaciones salvo el 1.2 VTi de 82 CV. La experiencia a bordo del Peugeot 2008 se completa con la tranquilidad que otorga al conductor y acompañantes en materia de seguridad. Activa con el regulador de velocidad, de serie en todas las versiones, o el ESP desconectable por debajo de los 50 km/h. Pasiva con los seis airbags, desactivable en el caso del frontal del pasajero para instalar sillitas de bebé. Y terciaria gracias a Peugeot Connect SOS y Peugeot Connect Assistance, que permiten localizar el vehículo y facilitar la asistencia necesaria en caso de incidencias.

El nuevo Peugeot 2008 está disponible desde un precio de 12.690 euros, Plan PIVE incluido.

Previous ArticleNext Article

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Apúntate a nuestra Newsletter

Apúntate a nuestra Newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter para recibir los post de pruebas y presentaciones que vamos publicando.

¡Gracias por apuntarte! Te has suscrito con éxito.